Denuncian a un sacerdote por circular ebrio en Alhama de Murcia


Un agente de la Policía Local de Alhama, en una imagen de archivo. / P.L.

El conductor se encontraba de paso por el municipio y paró a repostar en una gasolinera cuando le hicieron la prueba de alcoholemia

La
Policía Local de Alhama denunció el pasado fin de semana a un hombre al que se le realizó una prueba de alcoholemia, arrojando un resultado tipificado como infracción penal. El servicio se produjo cuando los agentes comprobaron que un vehículo se encontraba dando vueltas junto a una estación de servicio que estaba cerrada. Al identificar al conductor,
un vecino de una localidad de Almería, se comprobó que desprendía un fuerte olor a alcohol, lo que llevó a los agentes a realizar la prueba referida.

El conductor fue conducido a dependencias policiales para instruir las correspondientes diligencias. Allí le informaron de que no podía circular dado su estado de embriaguez, algo que provocó que se mostrara nervioso. Los policías lo tranquilizaron y le sugirieron que avisara a algún amigo o conocido para que se pudiera marchar, algo que finalmente ocurrió cuando un allegado acudió a recogerle.

Fuentes ajenas a la Policía Local señalaron que cuando el conductor fue requerido para su identificación,
este indicó que era sacerdote, que estaba de paso por el municipio, y que se dirigía a la provincia de Almería. Por contra, el comisario de la Policía Local de Alhama, Toral Reina, aclara que dicha información en ningún momento aparece reflejada en el atestado, ya que los datos sobre la profesión de la persona son irrelevantes para el desarrollo del servicio.

Ver noticia en: www.laverdad.es

Deja una respuesta