Educación aboga por dotar a las aulas de 1 año de un maestro y un técnico a tiempo completo

Educación aboga por dotar a las aulas de 1 año de un maestro y un técnico a tiempo completo

[ad_1]

SANTANDER, 12 Mar. (EUROPA PRESS) –

El consejero de Educación, Formación Profesional y Universidades de Cantabria, Sergio Silva, ha abogado por «corregir» la dotación de personal en las aulas de 1 año de Educación Infantil para garantizar la existencia de dos personas –un docente y un técnico– a tiempo completo, como sucede con las aulas de 2 años.

Así lo ha manifestado Silva este martes en la inauguración del I Foro de la Educación Infantil en Cantabria, que se celebra desde hoy y hasta el jueves en el Paraninfo de la UIMP en Santander, con la participación de cerca de 300 profesionales.

El titular de Educación ha apelado a «corregir algunos aspectos susceptibles de mejora» de este ciclo infantil, como lo relativo al personal, consolidado en las aulas de 2 años con la implantación de una pareja pedagógica compuesta por maestro y técnico, que atienden esas aulas con carácter estable.

Así, ha señalado la «necesidad de corregir» la dotación de personal en las aulas de 1 año, que, ha apuntado, «con un sistema incipiente establecido asimétricamente no tiene garantizada la existencia de dos personas y debe de estarlo».

Silva ha afirmado que «se abre un camino que va a ser productivo para la educación en Cantabria» y ha presentado como retos de esta etapa educativa la calidad, la sostenibilidad y el consenso. Así, ha apostado por mejorar la calidad y ampliar tanto medios como personal.

En este aspecto ha vinculado a entidades locales, especialmente en este primer ciclo, así como el apoyo de las fuerzas políticas con representación en el Parlamento y todo el ecosistema que conforma la comunidad educativa.

Cantabria cuenta en la actualidad con unas 170 aulas de 2 años y 43 aulas de 1 año en centros públicos, una red «de primer ciclo», ha destacado el titular de Educación, que «avala la apuesta del Ejecutivo por una etapa educativa singular y con identidad propia».

Esta red pública de más de 200 aulas atiende a cerca de 3.600 alumnos de los 11.500 que cursan Educación Infantil en la comunidad autónoma.

DETECCIÓN DE PROBLEMAS DE APRENDIZAJE

Durante su intervención, el consejero ha puesto en valor el «carácter pionero» de Cantabria en este ámbito y ha alabado la innovación que supuso, tanto para el sistema educativo de Cantabria como para las entidades municipales, la implantación de las primeras aulas de 2 años hace 20 años.

Según ha apuntado, esta evolución del primer ciclo de Educación Infantil se ha visto complementada en los últimos años con la implantación de las aulas mixtas y las aulas de 1 año, auspiciadas por la llegada de Fondos Europeos que han supuesto una inversión de algo más de 8 millones de euros.

A su juicio, estas medidas permiten recuperar «la importancia» que tiene la Educación Infantil como «una etapa con identidad propia y carácter educativo, que supera la simple visión asistencial que tuvo en el pasado».

Por ello, ha apelado a afrontar este ciclo formativo con la vocación de «universalidad y gratuidad» con la que debe ofertarse, pese a ser un tramo no obligatorio y que le han otorgado el espacio que «antes no tenía» para afrontar, así, el reto educativo de la Educación Infantil.

Asimismo, Silva ha invitado a reflexionar sobre una etapa educativa que contribuye a la «detección precoz de muchos de los potenciales problemas de aprendizaje» y que actúa como «elemento compensador de desigualdades», ya que, en su opinión, los niños «no reciben el estímulo necesario en estos momentos iniciales de su vida algo que es suplido por el centro educativo».

De esta forma, ha manifestado que se trata de una etapa que «sirve de base para abrir la puerta a futuros aprendizajes y a conocer su entorno» y que, a pesar de «no ser un concepto meramente educativo», contribuye a ayudar en la conciliación laboral y familiar de las familias.

No obstante, ha llamado a reflexionar sobre su futura evolución, ya que la tasa de natalidad actual es muy baja, la cohorte en la comunidad autónoma es de aproximadamente 3.200 nacimientos, ha señalado, lo que la sitúa en términos históricos en uno de los niveles más bajos.

Cantabria cuenta este curso con algo más de 11.000 alumnos en toda la Educación Infantil, registrados en 750 unidades y con una tasa neta de escolarización en el primer ciclo de Educación Infantil por debajo de la media nacional que se sitúa en torno al 32%, frente al 42% de la media nacional.

I FORO DE LA EDUCACIÓN INFANTIL

El I Foro de la Educación Infantil abordará, entro otros aspectos, las funciones ejecutivas de esta etapa educativa, los prerrequisitos del proceso lector, la lógica matemática o la socialización y el juego.

Las jornadas se completarán con la celebración de diversos talleres sobre neurociencia, psicomotricidad, conciencia fonológica, el papel del docente, de las familias o el de los técnicos.

A ello se unirá la exposición de experiencias prácticas de los CEIP Santiago La Robleda (Cartes), CEI Ambrosio Díez (Penagos) y CEIP El Pedregal (Castro Urdiales) y la puesta en común de las diferentes reflexiones en una mesa redonda.

Fuente

[ad_2]