Estabilizado el incendio que amenazaba el municipio de Portbou

Estabilizado el incendio que amenazaba el municipio de Portbou







El incendio forestal declarado el pasado domingo en el municipio francés de Cernera, en el extremo oriental de los Pirineos, que amenazaba la localidad fronteriza de Portbou, en Girona, ha quedado este lunes controlado, según los Bomberos de la Generalitat. Las llamas han afectado a 135 hectáreas de superficie en el municipio gerundense y cerca de 800 hectáreas en territorio francés. 

Los Bomberos de la Generalitat han dado por controlado el incendio a las 19:00 horas y a lo largo de la noche las labores de extinción seguirán  con un despliegue de ocho dotaciones, de las que cinco corresponden a camiones de agua.

Según la última estimación del cuerpo de Agentes Rurales, del total de 111 hectáreas afectadas en el espacio de interés natural del macizo de la Albera, 110 son superficie de matojo con el resto repartido entre arbolado, pastos y terreno no productivo.

El fuego obligó el domingo a desalojos temporales y una veintena de ciudadanos franceses ha pernoctado en un alojamiento habilitado por el ayuntamiento ante la imposibilidad de regresar a su país al encontrarse la carretera N-260 cortada.

Esa vía ha recuperado esta tarde la normalidad a medida que los bomberos lograban el control del incendio, mientras que el servicio ferroviario de la línea R11 finaliza todavía en Portbou sin acceder a territorio francés y todavía no hay previsión de restablecimiento.

Los desalojados pueden volver a sus casas

Los vecinos que habían sido desalojados de forma preventiva de algunas masías alejadas del núcleo urbano en Portbou y de pisos del barrio de la Muntanya han podido regresar a sus casas desde el domingo por la noche.

El inspector jefe de intervención del operativo, Jordi Martín, ha explicado en declaraciones desde el centro de mando habilitado en Llançà (Girona) que este lunes por la mañana se incorporan los medios aéreos, con los que no contaron en la actuación de este domingo por el fuerte viento, con registros que esta madrugada han alcanzado entre 90 y 135 kilómetros por hora.

«La tramontana continúa soplando con fuerza y esto nos exige este trabajo intenso para poder decidir si a lo largo del día podemos hacer este paso o debemos continuar manteniendo tanto las dotaciones como esta fase de estabilización», ha alertado, según recoge Europa Press.

La pasada noche, el prefecto de Pirineos Orientales, Rodrigue Furcy, aseguraba que el incendio se había «estabilizado desde el punto de vista de la protección de las poblaciones y los bienes» y afirmaba que hasta tres cuartas partes del perímetro, la parte situada en Francia, se encontraba ya bajo control.

La sequía y el cambio climático adelantan los incendios

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska anunció el pasado viernes que el Gobierno tiene previsto adelantar el inicio de la campaña contra incendios en todo el país ante la situación de sequía y altas temperaturas que vive buena parte del territorio.

Fenómenos como la escasez pluviométrica o el cambio climático han provocado un adelanto de la temporada de incendios, explicaba el ministro.

El meteorólogo Patrick Marlière ha recordado la sequía que afecta a la zona y que implica un déficit hídrico «muy marcado» y «acumulado desde hace varios meses». No hay previsión de que la situación mejore en los próximos días o semanas, advertía, según recoge Europa Press.

Fuente