Evergrande suspende su cotización en Bolsa a la espera de un posible anuncio de venta de una subsidiaria | Economía


Un hombre pasa frente a la sede de Evergrande en Hong Kong este lunes
Un hombre pasa frente a la sede de Evergrande en Hong Kong este lunesVincent Yu (AP)

En la montaña rusa que es la trayectoria en los últimos meses de Evergrande, este lunes, festivo en China, volvió a tocar un nuevo sobresalto. La inmobiliaria china, la más endeudada del mundo y de la que se teme que su muy posible quiebra sacuda la economía de su país y repercuta en el resto del mundo, anunció la suspensión de la cotización de sus acciones en los mercados de Hong Kong. La interrupción, según indicaba el grupo en un comunicado a la Bolsa hongkonesa, se produjo a petición de la propia compañía, a la espera de un anuncio “sobre una importante transacción”.

Medios chinos ya han adelantado que se trata de la venta de la mayoría de su subsidiaria de gestión de fincas, Evergrande Property Management, a su rival Hopson Development. Esta firma hongkonesa se haría con el 51% de EPM a cambio de 40.000 millones de dólares hongkoneses, o 5.100 millones de dólares estadounidenses, según el portal financiero Cailian.

Las acciones de Evergrande Property Management, una compañía saneada que generó beneficios en el primer semestre de este año, también detuvieron este lunes su cotización en Hong Kong, al igual que las de Hopson.

Evergrande, que acumula una deuda de más de 300.000 millones de dólares o el equivalente al 25% del PIB español, está tratando de desinvertir a marchas forzadas en toda una gama de sus activos para obtener liquidez y pagar esas obligaciones. Antes de que termine el primer semestre del año próximo debe saldar deudas por valor de 37.000 millones de dólares. Según la agencia Fitch, entre octubre y diciembre ha de devolver 721 millones de dólares en bonos denominados en dólares y 436 millones de yuanes en bonos nacionales.

Ya este septiembre no ha podido pagar a su vencimiento los intereses de sendos bonos en dólares, por valor respectivamente de 83,5 y 48 millones de dólares. Sí ha podido hacer frente, en cambio, a los intereses de otro bono denominado en yuanes, y ha anunciado la venta de una participación en la entidad financiera Shenjing Bank por valor de 1.500 millones de dólares. También ha desembolsado un pago del 10% de sus productos de gestión de riqueza que vencían el 30 de septiembre y que habían sido adquiridos, en su mayor parte, por pequeños inversores chinos.

Según los datos del propio grupo, al término del primer semestre de este año Evergrande era propietario de proyectos inmobiliarios completados por valor de 144.000 millones de yuanes (19.000 millones de euros), y de 1,3 billones de yuanes (170.000 millones de euros) en proyectos por completar. Pero la ola de noticias sobre sus problemas económicos parecen haber minado la confianza de los consumidores en el promotor inmobiliario, que prevé que continúe en septiembre el “declive significativo” de ventas que ya detectó en agosto.

Los problemas de liquidez de Evergrande, una compañía fundada en 1996 y que se ha convertido en la segunda inmobiliaria del país con subsidiarias en numerosos sectores, se dispararon el año pasado, después de que el Gobierno chino impusiera una serie de límites al endeudamiento que pueden contraer las empresas en el sector de la vivienda.



Fuente de la Noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *