Mueren al menos 40 personas tras un ataque en Sudán

Mueren al menos 40 personas tras un ataque en Sudán


Apple iPhone 15 Pro Max - El Corte Ingles





El grupo paramilitar Fuerzas de Apoyo Rápido (FAR) ha realizado una operación de asalto en el que ha matado al menos a 40 personas y herido gravemente a otras 50 en barrios cercanos a Jartum, la capital de Sudán. El grupo de activistas que ha informado de estos hechos en su página de Facebook ha especificado que varios de los heridos se encuentran en estado crítico y que el número de fallecidos podría aumentar.

Según la publicación del comité de resistencia (voluntarios organizados informalmente para documentar violaciones de derechos humanos y coordinar evacuaciones y reparticiones de insumos), el ataque de las FAR se desarrolló en «varios barrios residenciales» en el distrito de Karari, al norte de la ciudad de Omdurmán, que se encuentra cerca de Jartum y es una de las localidades más disputadas entre los paramilitares y el Ejército sudanés, dirigido por el general Abdel Fattah al Burhan. Al llegar a la zona, las FAR dispararon «con artillería» contra las personas y residencias en Karari. «La mayoría de los muertos han llegado al hospital universitario Al Nao, y los otros fueron llevados a hospitales privados o enterrados por sus familias», explican los activistas.

Este ataque se ha desarrollado después del que también realizaron las FAR este miércoles en el pueblo de Wad al Noura, que dejó un saldo de 104 muertos, incluyendo a 35 niños, según lo que informaron organizaciones civiles. Fue el más mortal de una serie de ofensivas de los paramilitares a lo largo del estado de Gezira después de que tomaran el control de su capital, Wad Madani, en diciembre. Las FAR negaron su responsabilidad en esta masacre y aseguraron que habían entrado en un enfrentamiento contra las fuerzas armadas sudanesas, en el cual se usó «todo tipo de armas pesadas y ligeras» durante más de dos horas.

A su vez, el Ejército sudanés prometió este jueves una «dura respuesta» a la matanza en Wad al Noura. «La respuesta a los crímenes de la milicia contra los mártires del pueblo de Wad al Nura, en el estado de Gezira, será dura», declaró Burhan durante una visita a la aldea atacada. También aseguró que las fuerzas armadas «lucharán contra la milicia terrorista hasta el final, incluso si queda en pie un solo soldado».

Crisis de desplazados y de hambruna

Este último ataque llega después de que la Organización Internacional para las Migraciones de Naciones Unidas (OIM) advirtiera este jueves que las migraciones internas han desplazado a casi 10 millones de personas, de las cuales más de la mitad son mujeres, y más de una cuarta parte son niños menores de cinco años. Según la organización, el 70% de los afectados migran para escapar del hambre causada por la guerra civil, incluyendo a unos dos millones de refugiados que han huido a los países fronterizos de Chad, Egipto y Sudán del Sur.

A su vez, el Programa Mundial de Alimentos (PMA) de las Naciones Unidas ha anunciado este jueves que ampliará su plan de emergencia para responder a la crisis alimenticia en Sudán y abrir nuevas vías de acceso y corredores humanitarios para poder llevar alimentos y suministros en medio de lo que sus portavoces describieron como «una situación de hambruna y desnutrición catastrófica».

Fuente

Samsung Galaxy S24 Ultra 12GB + 512 GB - El Corte Ingles