Mundial de balonmano 2023 | El Mundial de los porteros

Mundial de balonmano 2023 | El Mundial de los porteros


Apple iPhone 15 Pro Max - El Corte Ingles





El portero. Esa posición tan solitaria, desagradecida e infravalorada en cualquier deporte colectivo que requiere de su existencia. Los errores siempre se recuerdan y los aciertos no siempre se valoran tanto como los de los jugadores de campo. Sin embargo, hay torneos en los que resulta imposible que pasen desapercibidos por la trascendencia de sus actuaciones.

El Mundial de balonmano ha sido el ‘Mundial de los porteros’. El torneo mundialista ha reunido a los mejores guardametas del planeta y muchos de ellos han tenido una influencia decisiva en los éxitos de sus equipos. Porteros asentados en la élite como Andreas Wolff, Gonzalo Pérez de Vargas o Niklas Landin han continuado siendo decisivos, mientras que otros no tan conocidos han encontrado su momento para brillar.

Andreas Wolff, elegido mejor portero por la IHF 

Andreas Wolff ha sido el guardameta mejor valorado por la IHF. El portero alemán ha entrado en el equipo ideal del organismo internacional después de ser el meta con más paradas en este torneo. Wolff ha sido el único meta que ha sobrepasado las 100 paradas (112), 24 más que su inmediato perseguidor, Niklas Landin (88). Más lejos se quedaron Bergerud (81), Pérez de Vargas (73) o Palicka (72). El alemán redondeó su gran actuación en el campeonato con 18 paradas y un 43% de acierto en el choque ante Noruega que permitió a su selección acabar quinta en el Mundial.

Wolff finalizó el torneo con un 37% de efectividad, siendo el tercer guardameta con mejor porcentaje de intervenciones. En este apartado domina la portería sueca, que incluye a sus dos porteros entre los seis metas con mayor efectividad. Thulin se disparó hasta el 39%, convirtiéndose en el portero más efectivo del torneo. Palicka, que disputó más minutos que su compañero, terminó el Mundial con un 36%. En este apartado entra alguna que otra sorpresa, como la presencia del portero francés Desbonnet en segunda posición con un 38% de eficacia.

A pesar de su gran influencia en el bronce conquistado por España, Gonzalo Pérez de Vargas y Rodrigo Corrales no aparecen en este ‘TOP 10’. Pérez de Vargas completó un 31% en el torneo por el 26% de Corrales.

Gonzalo, dominador en los siete metros

España tuvo en los siete metros una de sus cruces en este Mundial. Los Hispanos no estuvieron especialmente acertados desde el punto de penalti y algunos de esos fallos, como el de Solé ante Dinamarca, resultaron decisivos. No obstante, en su meta sí tuvo acierto. Gonzalo Pérez de Vargas fue el portero más decisivo del Mundial en este tipo de suerte. El guardameta del Barça detuvo 10 penaltis de los 28 que le lanzaron, con un 36% de efectividad. Por detrás de Gonzalo acabaron otros dos gigantes como Wolff (8) y Landin (7).

Exhibiciones y actuaciones decisivas bajo palos

Más allá de las estadísticas, algunos porteros han tenido una gran influencia en los resultados de sus equipos en este Mundial. El propio Andreas Wolff completó auténticas exhibiciones, poniendo en Noruega su principal punto de mira. El meta teutón fue un quebradero de cabeza para los noruegos, primero en el último duelo de la ‘main round’ (10 paradas y un 31% de efectividad) y más tarde en el partido por el quinto puesto (18 paradas y un 43% de efectividad). En el primero de esos dos enfrentamientos entre Alemania y Noruega también sobresalió la figura de Bergerud, portero noruego, que realizó 12 intervenciones para darle el triunfo a su selección en el cierre de la fase principal. 

La portería volvió a ser decisiva en una nueva medalla de la selección española. Gonzalo Pérez de Vargas terminó con tres premios ‘MVP’ (Montenegro, Irán y Eslovenia) y completó dos actuaciones destacadas ante Noruega en cuartos de final (17 paradas) y en semifinales ante Dinamarca (14). Especialmente determinantes fueron los momentos de su brillantez, y es que Pérez de Vargas acostumbra a aparecer en las situaciones más decisivas. El toledano realizó una de las paradas del torneo en los últimos segundos de la segunda prórroga ante Noruega, siendo vital en el triunfo de los Hispanos.

El show de Gonzalo Pérez de Vargas: 3 siete metros parados en momentos clave

Si algo tiene la portería de España es que tiene a dos porteros de auténtica élite. En el partido por el bronce, Pérez de Vargas no completó una buena primera parte. Ahí apareció Rodrigo Corrales, que estuvo colosal en el segundo acto y finalizó el partido con 5 paradas en momentos decisivos y un 28% de acierto

La selección española también se topó con grandes porteros a lo largo del campeonato. El montenegrino Simic (15 paradas), el esloveno Lesjak (11) y el noruego Bergerud (17) fueron tres duros escollos a superar. No obstante, la piedra más sólida apareció en semifinales en la figura de Niklas Landin. El danés realizó 15 paradas, algunas de ellas en momentos clave, y completó un 43% de eficacia para eliminar al combinado español. Landin consolidó su condición de héroe en la final, realizando ocho paradas, una más que toda la portería francesa.

El portero danés fue fundamental en la clasificación de Dinamarca para la final. Landin completó 15 paradas y fue nombrado ‘MVP’ del partido por su estelar actuación. El meta detuvo además un siete metros decisivo a Ferrán Solé cuando los daneses solo ganaban por dos tantos. 

Fuente

Samsung Galaxy S24 Ultra 12GB + 512 GB - El Corte Ingles